Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.   Aceptar

 
Català  |   Español

Quiero ser TECNICO en Terapias Asistidas con Animales

¿Que debo hacer, por donde empezar?

En los últimos años el crecimiento de las terapias asistidas con animales es considerable pero hay que destacar que cuando trabajamos en un programa de Terapia Asistida con Animales siempre trabajamos con personas o colectivos con necesidades especiales emocionales, físicas, cognitivas o relacionales. Esto significa que debemos ser muy conscientes de sus patologías o problemas y que por tanto NO podemos trabajar en este campo sin preparación previa, ya que, si no, podemos empeorar la situación del paciente/usuario.

El trabajo en TAA se diferencia porque, sin ser expertos en todos los campos de intervención, debemos tener suficiente formación y capacitación tanto en áreas de salud como de educación para poder abordar problemas muy variados: Salud Mental, Diversidad Funcional, víctimas de violencia de género, personas en riesgo de exclusión social o internos en centros penitenciarios, entre muchos otros.

No menos importante son los conocimientos de adiestramiento canino, comportamiento y bienestar animal. Los animales son el elemento clave en las TAA, por lo que sin una buena formación es imposible trabajar con el perro de manera adecuada, ni crear dinámicas que funcionen. Lo mismo sucede con el bienestar animal. Debemos ser muy conscientes de que los perros pueden estresarse fácilmente en entornos de TAA, ya que para ellos el trabajo en terapias es intenso, por lo que tenemos que saber detectar sus estados emocionales y actuar o reconducir en función de ellos.


El trabajo de un técnico de TAA no es llevar un perro “bueno y cariñoso” a pasear a un centro y a que lo toquen o cepillen, sino desarrollar programas que favorezcan la consecución de objetivos concretos con usuarios con necesidades especiales dentro de un programa terapeútico o educativo y en colaboración con profesionales de la salud o la educación.

Compartir